Amazfit PowerBuds: características, opinión y mejor oferta

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Contenido del artículo

Amazfit se ha hecho un hueco en el sector de los wereables con sus smartbands asequibles y sus relojes inteligentes, y ahora está haciendo su incursión en el segmento de los auriculares true wireless con dos modelos: los Amazfit Powerbuds y los Zenbuds. En este artículo analizamos todos los detalles de los nuevos Powerbuds para ver si merece la pena comprarlos.

Diseño y características de los Amazfit Powerbuds

Los PowerBuds están diseñados para ser usados durante la práctica de deporte, y por ello cuentan con el certificado IP55 de resistencia al agua y al sudor, enganches magnéticos para un ajuste seguro y controles fáciles de usar para facilitar la reproducción de música. Todo esto es bastante estándar en la mayoría de los auriculares de entrenamiento de hoy en día, pero lo que diferencia a los PowerBuds es que incluyen un sensor de frecuencia cardíaca PPG en el auricular derecho que mide tu frecuencia cardíaca durante los entrenamientos.

Al abrir por primera vez el estuche de carga de Amazfit PowerBuds, te recibe un elegante par de auriculares. que pueden venir en las combinaciones de color negro/rojo, blanco/amarillo o blanco/rosa. La parte exterior en forma de rombo es más grande que la de auriculares de otras marcas, pero se ajusta bien a la oreja y no desentona.

Auriculares amazfit powerbuds

También se diferencia de otros modelos en que incluye, además de la parte exterior y los buds de silicona, una sección adicional y más pequeña que alberga el sensor de frecuencia cardíaca del PowerBuds, que en lo físico sirve también como mecanismo de “bloqueo” para ayudar a mantener los audífonos en su sitio durante la práctica deportiva.

Cada auricular pesa 6g, un peso similar al de los AirPods (4g cada uno) y a los Galaxy Buds, mientras que el estuche de carga inclina la balanza a 57g. Este sí es más pesado que los productos rivales de Apple (38g) y Samsung (40g), pero tiene una explicación: además de que los auriculares son ligeramente más grandes, cuenta con un compartimento específico para guardar un clip que puedes enganchar a ambos audífonos para sujetarlos por fuera de la oreja si sientes que necesitas fijarlos mejor (aunque esto es poco probable, ya que trae varias almohadillas de silicona ajustables de varios tamaños para que sirvan a todo el mundo).

Funcionamiento y rendimiento

Con unos bajos potentes y un ajuste firme, los Powerbuds son una buena opción de auriculares inalámbricos orientados al mercado del fitness. Los micrófonos incorporados te permiten recibir llamadas, escuchar música e interactuar con el asistente inteligente del teléfono en manos libres, mientras que el monitor de ritmo cardíaco puede controlar tus pulsaciones por minuto durante cualquier entrenamiento; para empezar, sólo tienes que acordarte de iniciar el entrenamiento en la aplicación de Amazfit.

El sonido de los PowerBuds de Amazfit se reproduce a partir de drivers de 9 mm en cada audífono, con un rango de frecuencia más que aceptable de 20Hz a 20.000Hz, lo que significa que los bajos son poderosos y los agudos, claros. Por defecto, los PowerBuds están configurados en el modo “música popular”, lo que pone un gran énfasis en el bajo – algo que tiende a ser una preferencia durante los entrenamientos-, pero desde la aplicación puedes cambiar los ajustes a otros modos como “clásico” o “jazz” para equilibrar mejor el sonido.

Nuevos Amazfit Powerbuds

Por otra parte, los PowerBuds se las arreglan para bloquear algunos ruidos ambientales de alrededor (lo que llamamos aislamiento pasivo de ruido), pero no cuentan con la cancelación activa de ruido de otros productos similares, pero más caros.

Autonomía de la batería de los Amazfit Powerbuds

La marca promete que con los Amazfit Powerbuds tendrás 8 horas de reproducción sin necesidad de carga, extensibles a 16 horas más con la batería del estuche de carga, lo que hace un total de la nada desdeñable cantidad de 24 horas de reproducción continuada.

El estuche de carga tiene un puerto USB-C en su parte trasera que permite cargar tanto el estuche como los auriculares que se encuentran en su interior. Amazfit afirma que una carga de 15 minutos es suficiente para tres horas de reproducción (con el monitor de la frecuencia cardíaca desactivado, eso sí). Desafortunadamente, el estuche no admite la carga inalámbrica.

Conclusión

Si lo que buscas es un juego de audífonos inalámbricos económicos y enfocados a acompañarte en tus sesiones de fitness, los PowerBuds de Amazfit son una gran opción. A nivel de calidad del sonido en la reproducción musical no son los mejores del mercado (y de ahí su precio), pero son más que capaces de proporcionar una reproducción de alta calidad para tus sesiones de entrenamiento, además de que cuentan con la ventaja de que pueden controlarte las pulsaciones de forma automática.

La mejor oferta que hemos encontrado para comprar los Amazfit Powerbuds

Amazfit PowerBuds Auriculares Deportivos inalámbricos con...
  • Larga tiempo de furacion y con la estuche de carga: El auticular...
  • Suppor sonido y Doble Micrófono reducción Rudio para Llamada: El...
  • Nivel IP55 de resistencia al agua y al polvo: Amazfit PowerBuds...
  • Notificaciones en tiempo real sobre su estado de entrenamiento y...
  • Control preciso de la frecuencia cardíaca durante el ejercicio con...
Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on pinterest
Share on telegram
Share on email

Deja un comentario